fbpx
bruxismo
¿Te despiertas con dolor y sensación de cansancio en la musculatura de la boca, cara o cuello?  Si la respuesta es afirmativa y, además de estos síntomas, presentas alguno o varios de los que presentamos en este artículo, es probable que padezcas bruxismo.

¿Qué es el bruxismo?

El bruxismo consiste en una afectación de la musculatura mandibular que se caracteriza por hacer rechinar los dientes o apretarlos durante las horas de sueño o durante el día.

Se trata de un trastorno muy complejo y lesivo, pero también muy frecuente.

En el bruxismo se pueden dar dos tipos de contracciones:

  • Unas que producen apretamiento. Este tipo de contracciones suele predominar por el día.
  • Otras que provocan deslizamientos repetitivos de los dientes (rechinamientos). Predomina por las noches.

Estos mecanismos son muy lesivos. Esto es debido a que durante el sueño se inactivan lo reflejos protectores de forma que pueden aplicarse fuerzas mayores sobre los dientes y la articulación de la mandíbula (articulación temporomandibular o ATM)  si no tenemos mecanismos protectores.

¿Qué síntomas da el bruxismo?

Existen multitud de síntomas relacionados con el bruxismo, todo dependerá de la persona y de su patología. Entre algunos de ellos podemos nombrar:
  • Dolor orofacial
  • Fatiga, molestia o dolor de la musculatura masticatoria
  • Desgaste dental
  • Dolor de oído
  • Zumbidos y vértigos
  • Desviación de la mandíbula durante la apertura de la boca
  • Disminución de la apertura
  • Desgaste de piezas dentales o incluso fracturas
  • Dolor cervical
  • Cefaleas y dolor de cuello
  • Chasquido meniscal durante el movimiento 

¿Le pasa a mucha gente?

ATM

 

  En la actualidad, se calcula que entre el 40 y el 75% de la población presentan por lo menos un signo de trastorno temporomandibular. 

Y aun habiendo pacientes asíntomaticos, la mitad de ellos sufren sonidos articulares y desviaciones en la apertura. Aunque no suelen precisar tratamiento porque tienen conservado su rango articular. 

El bruxismo es, por tanto, un trastorno bastante frecuente. Suele aparecer sobre todo en personas jóvenes y en la población adulta, mayoritariamente en mujeres. Mientras que, a medida que aumenta la edad, parece que prácticamente es inexistente. Es, por tanto, más elevada su prevalencia en niños y adolescentes y muy baja en ancianos.

 

¿Por qué se produce?

Las causas del bruxismo no están claras. Pero se cree que puede tener un origen multifactorial:

– Alteraciones en la oclusión dental y anormalidades articulares en la mandíbula

– Alteraciones del sueño, consumo de sustancias (medicamentos, tabaco, alcohol…)

– Factores genéticos

– Enfermedades como: Parkinson, síndrome de Down o parálisis facial.

– Factores psicológicos: ansiedad, estrés, depresión o problemas de personalidad.

¿Cómo sé si tengo bruxismo?

Para ello es importante que un dentista haga un correcto diagnóstico diferencial que permita distinguir entre un desgaste producido por el bruxismo de otros originados por erosión química o por abrasión mecánica, así como tener en cuenta las situación personal de cada paciente.
 dolor mandíbula

¿Qué puedo hacer si lo padezco?

Como el bruxsimo puede tener múltiples causas, su tratamiento también debería ser abordado de forma que se abarque todos estos aspectos. Aun así, no hay métodos que lo eliminen del todo.
  • Férulas oclusales: protectores orales removibles  que se utilizan entre las arcadas superior e inferior consiguiendo una relajación de la musculatura de la masticación. Está indicado principalmente como tratamiento paliativo y para evitar el desgaste dentario. Aunque el manejo del bruxismo no siempre precisa de una férula y existen pacientes que no pueden tolerarlas por lo que es importante hacer una valoración previa por parte de un dentista.
  • Recomendaciones al paciente: enseñarle al paciente medidas sobre higiene del sueño o cambios en el estilo de vida. También se emplean métodos de relajación y asesoramiento. 
  • Tratamiento farmacológico: reservado para casos muy punturales con una sintomatología muy pronunciada. Pueden recetarse, por ejemplo, relajantes musculares.
  • Fisioterapia 

¿Qué puede hacer la fisioterapia en el bruxismo?

La fisioterapia en el bruxismo trata de reducir los síntomas, sobre todo a nivel articular y muscular. Existen multitud de técnicas dentro de nuestra especialidad para tratar esta patología. Se utilizarán unas u otras en función del paciente y de la patología que presente.

Terapia manual

Movilizaciones articulares

Masaje en los tejidos blandos tanto a nivel de columna cervical como de la zona facial. Los músculos más frecuentes son temporal y maseteros, los que suelen estar más activados en este tipo de pacientes.

Estiramiento de los músculos masticatorios y de cuello

Manipulaciones

Ejercicios de cabeza y cuello

Si a ti también te han diagnosticado bruxismo, en reactive podemos ayudarte a reducir tus síntomas y mejorar tu calidad de vida. Aunque ahora tu problema no sea muy acusado, recuerda la importancia de la prevención y la constancia para evitar problemas más latosos a largo plazo.

Ana González

Fisioterapeuta
982 87 37 99
Write a comment:

*

Your email address will not be published.

Nº registro sanitario odontología reactive: C-27-001203 Nº registro sanitario fisioterapia reactive: C-27-001127
Nº registro sanitario terapia ocupacional reactive: C-27-001128
Nº registro sanitario podología: C-27-001180
Otros servicios que no requieren de autorización sanitaria:
Dietista - Nutricionista
Entrenamiento

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies